Contacta con nosotros900 907 826 / eacnur@eacnur.org

¿Qué es el autoconsumo eléctrico y qué aspectos hay que considerar?

autoconsumo electrico

Tiempo estimado de lectura: 2 minutos.

El cuidado del medioambiente se ha convertido en una prioridad y dos de sus pilares básicos son el ahorro energético y el uso de energías renovables. En relación con todo lo anterior surgen conceptos como el autoconsumo eléctrico como una forma de autoabastecimiento, protección del medioambiente y ahorro, por lo que vamos a analizar en qué consiste.

New Call-to-action

¿Qué es el autoconsumo eléctrico?

El autoconsumo eléctrico se puede definir como la producción de energía eléctrica a través de paneles solares u otros dispositivos para satisfacer la necesidad de energía de una familia. Se puede hablar de dos tipos de autoconsumo eléctrico:

  • El que se conecta a la red. En este caso la vivienda obtiene parte de la energía eléctrica de forma autónoma, a través de paneles solares u otros dispositivos, y, otra parte, mediante la red de distribución.
  • El que no se conecta a la red. En este supuesto la vivienda se autoabastece totalmente desde un punto de vista eléctrico. La ventaja de la desconexión es evidente, puesto que no se paga la factura de la electricidad ni ningún importe a las compañías distribuidoras.

La desventaja es el alto coste que requiere la instalación de los paneles y las baterías necesarias. No obstante, el coste de la instalación se amortiza a lo largo del tiempo, con el ahorro que supone el no estar conectado a la red.

Consideraciones que hay que tener en cuenta antes de decidir

Para poder decidir si apostar por el autoconsumo eléctrico es importante que analices diferentes variables:

  • El importe de tus facturas de la luz. Si tus facturas no son muy elevadas, tendrás que valorar el coste del cambio al autoconsumo.
  • El coste de la instalación. No se puede establecer un precio genérico, porque el coste depende mucho del tipo de instalación y del equipo requerido. Un equipamiento de calidad puede ser más caro inicialmente, pero favorecer un importante ahorro a largo plazo. Lo más aconsejable es que compares precios de diversos proveedores para poder elegir la opción que se adapte mejor a tus necesidades.
  • El lugar donde vives. Aunque la base del autoconsumo eléctrico suele ser la energía solar, no es necesario que vivas en lugares muy soleados para implantar esta solución energética. En varios países del norte de Europa existen más instalaciones fotovoltaicas que en España.
  • El “impuesto al sol”. El denominado “impuesto al sol” es el importe que se debe pagar cuando se apuesta por el autoabastecimiento, pero se mantiene la conexión a la red. Es decir, el único caso en que no se paga nada es cuando la vivienda está totalmente aislada de la red eléctrica y se autoabastece al 100%. Cuando la vivienda está conectada a la red y combina los dos tipos de energía, sí hay que pagar el “impuesto al sol”.

Por lo tanto, es aconsejable que, antes de optar por el autoconsumo eléctrico en tu casa, un especialista haga un estudio de tu caso para saber si es una solución adecuada para tu caso.

New Call-to-action

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars
(3 votos, media: 4,67 de 5)

Deja un comentario

Tu correo electrónico no va a ser publicado. Los campos obligatorios están marcados con *