Emergencias

Europa hace frente a una de las mayores crisis de refugiados de su historia

Un niño sirio espera junto a otros refugiados para cruzar la frontera entre Grecia y Macedonia. Foto: ACNUR / I. Prickett
Compartir 
Facebook iconTwitter iconCompártelo por email
28 Agosto 2015

Europa está viviendo una de sus peores crisis de refugiados en décadas. Cientos de miles de personas que huyen de los conflictos y la violencia en Siria, Irak, Afganistán y países del África subsahariana están tratando de llegar al viejo continente para reiniciar sus vidas. En lo que llevamos de año, unas 200.000 personas han desembarcado en Grecia y más de 100.000 en Italia. Para llegar hasta aquí, la mayoría se ha dejado los pocos ahorros que le quedaban y ha puesto en peligro su vida.

 

Más de 2.500 muertos en el Mediterráneo

La ruta migratoria del Mediterráneo es ahora mismo una de las más letales del mundo. Familias enteras se embarcan en lanchas, botes de plástico o barcos destartalados en los que se juegan la vida, a menudo también a manos de traficantes sin escrúpulos.

“Era un barco de la muerte” dice Hasna, una mujer de 45 años que ha sobrevividoa uno de los últimos naufragios ocurridos este verano en el Mediterráneo. Mahdi, otro refugiado que viajaba en el mismo barco, explica que huyó de Irak porque se negó a tratar con los milicianos. “Tenía que sacar de allí a mi familia. Había visto lo que le estaban haciendo a todo el que no les obedecía”.

 ACNUR / A. Mc Connell

Pero la muerte acecha no sólo en el mar, también en tierra: recientemente más de 70 refugiados fallecieron en el interior de un camión en la frontera entre Austria y Hungría. "Esta tragedia pone de relieve la crueldad de los traficantes de personas que han expandido sus negocios desde el mar Mediterráneo hasta las carreteras de Europa. Esto demuestra que no tienen respeto por la vida humana", ha dicho recientemente la portavoz de ACNUR, Melissa Fleming.

 

ACNUR, presente en las fronteras y puntos de llegadas

ACNUR ha desplegado personal adicional en puntos clave de las fronteras europeas para hacer frente a esta crisis. En Grecia, la Agencia de la ONU para los Refugiados ha estado entregando materiales de primera necesidad a las personas que llegaban a las islas de Kos y Lesbos. Los equipos de protección de la Agencia están ofreciendo asesoramiento a los refugiados, identificando sus necesidades y trabajando en colaboración con los gobiernos de Grecia e Italia para mejorar las condiciones de recepción y el traslado y registro de los refugiados. 

Además, ACNUR ha estado presente desde el principio en la frontera entre Grecia y Macedonia, donde llegaron miles de personas en cuestión de días. ACNUR está siguiendo de cerca la situación y distribuyendo alimentos, agua, productos de higiene, lonas de plástico y mantas a los refugiados e inmigrantes en la parte griega de la frontera. 

 ACNUR / A. Kitidi

En Serbia, ACNUR ha estado asistiendo a los recién llegados en el centro de tránsito de Presevo, al sur del país: se han repartido alimentos a las familias y próximamente se enviarán más suministros, como por ejemplo colchonetas, mantas y tiendas de campaña.

Una de las principales preocupaciones de ACNUR son las condiciones en las que estas personas hacen este largo viaje. La mayoría llevan meses en tránsito y llegan a Europa agotadas físicamente y traumatizadas psicológicamente, por lo que necesitan asistencia médica y humanitaria, sobre todo aquellos más vulnerables como los enfermos, las embarazadas y las personas mayores. 

 

El asilo constituye un derecho y una garantía de protección para todas estas personas. Colabora con nosotros apoyando nuestra petición "El asilo es de todos"

 

NOTICIAS RELACIONADAS:

Una crisis de refugiados en el Mediterráneo

Sobrevivir durante días en medio del mar

GALERÍA DE FOTOS: Miles de refugiados se juegan la vida en el Mediterráneo

Tragedia en el Mediterráneo: ACNUR pide a la UE el fortalecimiento del operativo de rescate

Tragedia en el Mediterráneo: 28 personas rescatadas, más de 800 desaparecidas

Colabora con ACNUR y contribuirás a que millones de personas tengan un refugio seguro
 
Hazte socio de ACNUR y contribuirás a que millones de personas refugiadas puedan tener una educación digna.
 
Más de 65 millones de personas han huido de la violencia y necesitan tu ayuda.
 
Más de la mitad de los refugiados son niños. Colabora con ACNUR para que puedan tener un futuro digno.
 
Hay millones de personas que se ven obligados a huir de su hogar. y necesitan ayuda