Se acerca el monzón

niños_rohingya_monzon
Compartir 
Facebook iconTwitter iconCompártelo por email

Donde muchos sólo vemos algunos palos de madera y un trozo de plástico, miles de rohingya recién llegados a Bangladesh pueden ver un nuevo hogar hecho realidad. Casas como éstas, hechas de estructuras de bambú, cuerdas y lonas de plástico para protegerles de la lluvia.

ACNUR ya ha facilitado las herramientas y materiales necesarios para construir más de 150.000 nuevos refugios. Pero necesitamos más ayuda para poder dar un hogar a las más de 680.000 personas que han huido de la violencia en su país antes de que lleguen las lluvias monzónicas.