Contacta con nosotros900 907 826 / eacnur@eacnur.org

Los refugiados visitan el museo de la Acrópolis

museo de la acrópolis Foto: iStock

Tiempo estimado de lectura: 2 minutos.

La integración en el país de llegada es muy importante para que los refugiados puedan empezar una nueva vida digna y con derechos; por eso, aprender otra cultura y participar en ella, aunque sin dejar de lado las propias raíces, es una buena forma de conocer y hacer nuevos amigos que los apoyen en este camino. Es el caso de los refugiados que han visitado el museo de la Acrópolis griega en un acto encaminado a entender otras culturas y a empaparse de nuevos conocimientos. En este post te contaremos:

  • La iniciativa que llevó a un grupo de refugiados al museo de la Acrópolis.
  • La importancia de la integración en los lugares de destino.

Conociendo nuevas civilizaciones: el museo de la Acrópolis

museo de la acrópolis
Foto: iStock

Fue el Ministerio de Cultura de Grecia el que organizó esta iniciativa en la que decenas de personas pudieron disfrutar de un día diferente visitando la colina y el museo de la Acrópolis, símbolos de una cultura milenaria que sigue presente en muchas de nuestras acciones diarias e incluso en nuestro idioma y que es conocida en muchos otros territorios como en la zona oriental de nuestro planeta.

La iniciativa no solo pretende fomentar la inclusión de los refugiados en la cultura del lugar que los recibe, sino también favorecer una concienciación de la sociedad griega y del resto del mundo para transmitir valores como la democracia, la paz o la tolerancia, impidiendo así que se generen actitudes hostiles o discriminatorias con los refugiados. De esta forma, se quiso trasladar una imagen de integración y minimizar las diferencias entre grupos.

La comitiva de personas refugiadas estuvo acompañada por el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) y la organización Flux Laboratory, que contribuyó también a la causa, y durante todo el trayecto se les informó de los detalles más importantes de lo que estaban viendo con la ayuda de los guías especializados.

La mayoría de los refugiados que participaron en esta ruta son familias enteras que han tenido que dejarlo todo atrás y que ahora tienen que adaptarse a una vida distinta en su nuevo país de destino. En pequeños grupos, subieron la colina de la Acrópolis y fueron guiados por arqueólogos especializados para observar todas las maravillas que alberga, desde el Partenón hasta el pequeño templo de Atenea Niké.

También han podido llevarse algunos recuerdos de la excursión y, sobre todo, nuevas amistades, ya que el acto tenía como uno de sus objetivos poner en contacto a estos refugiados en una actividad lúdica.

La importancia de la integración de los refugiados

Acciones como estas no solo permiten que los refugiados encuentren formas de relacionarse tanto entre ellos como con la sociedad que los recibe, sino que además son una oportunidad de prevenir actitudes hostiles por parte de los habitantes del lugar de acogida. Así, se minimizan las diferencias y se hace un llamamiento a la ciudadanía para que compartan experiencias y enseñen rasgos de la nueva cultura a los recién llegados, así como que aprendan de la de ellos para formar un mundo multicultural y más abierto.

La iniciativa además ha buscado que las maravillas arquitectónicas griegas no caigan en el olvido y que los refugiados disfrutasen de los restos de civilizaciones que un día poblaron la Tierra.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars
(Ninguna valoración todavía)

Deja un comentario

Tu correo electrónico no va a ser publicado. Los campos obligatorios están marcados con *