Tres años del éxodo rohingya

860.494 refugiados rohingyas en Bangladesh necesitan ayuda.

Niño rohingya refugiado
Tipo de aportación
Estos son mis datos personales

Has seleccionado tarjeta como método de pago. En el siguiente paso introducirás los datos de tu tarjeta.

Has seleccionado PayPal como método de pago. En el siguiente paso introducirás tus datos de pago.

Enviando...

Hace tres años que cientos de miles de personas rohingya huyeron a Bangladesh para escapar de la violencia en Myanmar. Con el apoyo del gobierno de Bangladesh y de las agencias humanitarias, como ACNUR y sus socios, pudieron empezar de nuevo sus vidas en los campos de refugiados de Cox’s Bazar, donde se encuentra Kutupalong, el campo de refugiados más grande del mundo.

En esta región viven más de 860.000 refugiados rohingyas, con acceso limitado a agua limpia, jabón o atención médica, y en condiciones de hacinamiento que hacen imposible el distanciamiento físico.

Camas extra para enfermos de COVID-19

A principios de junio, se registró la primera muerte por COVID-19 entre refugiados rohingya en Bangladesh. Un brote descontrolado de COVID-19 en Kutupalong, el campo de refugiados más grande del mundo, o en otro de los asentamientos de la región, supondría una catástrofe sin precedentes y provocaría la pérdida de miles de vidas. No podemos permitir que eso suceda.

ACNUR ya ha construido dos centros de aislamiento y tratamiento con casi 200 camas y una unidad de cuidados intensivos. Pero queda mucho por hacer. Los refugiados rohingya todavía te necesitan.

860.494
refugiados hacinados en Cox's Bazar.
¾ partes
de la población rohingya se encuentra hoy fuera de Myanmar.
9 de cada 10
refugiados rohingya registrados en la región de Asia-Pacífico son acogidos por Bangladesh.