Un calefactor, un salvavidas

Calefactor para las personas refugiadas

Para una persona refugiada, un calefactor es más que una fuente de calor. Puede ser un salvavidas. En muchos lugares del mundo donde viven personas desplazadas, como en Afganistán, en esta época del año las temperaturas pueden descender hasta los -12ºC. En invierno, tu calor les da vida.

Un calefactor salva vidas. Con 8 €/mes envías calor a una familia.

Tipo de aportación
Estos son mis datos personales

Has seleccionado tarjeta como método de pago. En el siguiente paso introducirás los datos de tu tarjeta.

Has seleccionado PayPal como método de pago. En el siguiente paso introducirás tus datos de pago.

Enviando...
Te llamamos gratis