Emergencias

Ciclón Mora en Bangladesh: ACNUR lleva ayuda a las víctimas

Compartir 
Facebook iconTwitter iconCompártelo por email
01/06/2017

Tras el paso del Ciclón Mora por Bangladesh y Sri Lanka el pasado 30 de mayo, la ONU estima que más de 200 personas habrían perdido la vida. Desde ACNUR, se calcula que el 20% de los hogares de los refugiados están totalmente destruidos, aunque se consiguió evitar bajas humanas gracias a la evacuación de refugiados rohingya en el país antes del paso del ciclón.

ciclon mora en Bangladesh

ACNUR y las autoridades locales consiguen evitar víctimas mortales

ACNUR, la Agencia de la ONU para los Refugiados, trabaja ahora con las autoridades de Bangladesh y otros socios colaboradores en el terreno para entregar ayuda a los refugiados rohingya y sus comunidades de acogida tras el paso del Ciclón Mora en Bangladesh.

El pasado martes, vientos superiores a los 117 kilómetros por hora en el sudeste de Bangladesh dañaron cientos de casas, refugios y aldeas de la zona que han sido afectados por el desastre natural.

Entre los refugiados, tan sólo hay algo más de 20 heridos que ya han sido atendidos gracias a la coordinación de ACNUR y las autoridades locales, que habían preparado escuelas y otros edificios locales para acoger a los refugiados antes del paso del Ciclón Mora, por lo que no se han registrado víctimas mortales entre los refugiados rohingya.

“Hemos conseguido evitar las bajas humanas en los campos en coordinación con las autoridades locales, preparando a los refugiados antes del ciclón Mora”
Representante de ACNUR en Bangladesh, Shinji Kubo, presente cuando el Ciclón Mora tocó la tierra.

Al menos 200 muertos en Sri Lanka tras el paso del Ciclón Mora

Desgraciadamente, en Sri Lanka se han registrado ya al menos 200 muertos, cerca de un centenar de desaparecidos y más de 80.000 desplazados, y al menos 6 muertos en Bangladesh según las primeras cifras de la ONU.

Tras el paso del Ciclón Mora, se estima que la mayoría de los hogares de los refugiados han sido dañados en diferente grado. Cerca del 20% están totalmente destruidos.

Algunos de los refugiados ya han empezado a reparar sus casas y ACNUR está distribuyendo lonas plásticas para refugiarles hasta que sus casas vuelvan a ser habitables. Las personas con necesidades especiales, como niños, mujeres embarazadas, mayores y personas con discapacidad han sido trasladados a estructuras seguras de forma temporal.

“También estamos reparando las estructuras comunitarias y escuelas, para que las familias que están durmiendo a la intemperie puedan trasladarse a ellas hasta que sus casetas sean reparadas”, asegura el responsable de ACNUR en la ciudad bangladesí de Cox’s Bazar.

El Ciclón Mora deja sin comida ni electricidad a cientos de refugiados

Muchos refugiados han perdido sus raciones de comida, gasoil o herramientas de cocina. El Programa Mundial de Alimentos que colabora con ACNUR está distribuyendo alimentos como solución a corto plazo. Entre los daños causados por el Ciclón Mora, los cortes de electricidad dificultan el acceso a agua o a las letrinas después de que caiga el sol.

Las agencias que trabajan en el área distribuyendo ayuda están evaluando los daños lo más rápido posible. Se espera que surjan más necesidades dentro y fuera de los campos a medida que la evaluación avance.

 

Noticias