Contacta con nosotros900 907 826 / eacnur@eacnur.org

Salir adelante después de la guerra en Siria

Refugiados salen adelante tras la guerra en Siria

Tiempo estimado de lectura: 3 minutos.

Desde su inicio en 2011, la guerra en Siria ha dejado un saldo de 6,6 millones de desplazados internos, 2,98 millones de personas dentro de zonas sitiadas por los conflictos y difíciles de alcanzar por los organismos de ayuda humanitaria y 13,1 millones con diferentes necesidades.

Estos son los números en la actualidad y a 8 años del inicio de la guerra en Siria, a los que hay que sumar los 5,6 millones de sirios y de sirias que han huido a otros países como Líbano, Turquía o Jordania y también más allá del Mediterráneo como Grecia o Italia

El 80% de la población siria se encuentra en situación de pobreza a raíz de una guerra que estalló dentro del contexto de la Primavera Árabe de 2011. Primero fueron las revueltas en Libia, Egipto y Túnez. Y luego el conflicto llegó a Siria.

El trabajo de ACNUR con las víctimas en la guerra en Siria

ACNUR venía trabajando en la región como respuesta al desplazamiento de población en la guerra de Irak de 1991. En aquel momento, un total de 8.000 refugiados iraquíes fueron alojados en el campamento de Al Hol, cerca la frontera entre Siria e Irak. En 1992 llegaron refugiados somalíes y en 1995 refugiados yemeníes.

Desde el inicio de la guerra en Siria en 2011, ACNUR amplió el alcance de su acción con una operación destinada a contener a más de 55.000 personas refugiadas y solicitantes de asilo. Se proveyó a las víctimas de la guerra en Siria materiales vitales de comida y de salud, se rehabilitaron refugios, escuelas y puntos de salud, entre muchas otras actividades.

Puedes ver aquí la cronología de la guerra en Siria desde 2011, donde figura la acción de ACNUR y lo más destacado del desarrollo del conflicto.

Hay esperanza a través del teatro

Pese a la crisis que ha generado en estos 8 años la guerra en Siria, hay casos puntuales en los que la población ha logrado salir adelante a través de iniciativas solidarias y del más puro instinto humano de superarse.

Un caso puntual es el de Bassem, un refugiado sirio que era actor y director teatral en Siria y que ahora vive en un campo de refugiados de la ciudad egipcia de Alejandría. Allí, Bassem organizó una iniciativa destinada a unir a los refugiados con la población local a través de las herramientas que brinda el teatro.

“Cuando conviertes una experiencia negativa en la vida de un niño o de una niña en algo positivo, puedes estar marcando una enorme diferencia de cara a su futuro”, decía Bassem, quien fundó la compañía teatral Los Nómadas en 2016, conformada por 30 personas de entre 7 y 24 años procedentes de Yemen, Siria, Sudán, Iraq y también de la comunidad local de Alejandría.

De refugiado a empresario exitoso

Otro caso emblemático de cómo salir adelante tras un conflicto de la dimensión de la guerra en Siria es el de Ehab, quien logró montar su propio emprendimiento tecnológico en la capital jordana de Amán.

Ehab hoy tiene su propia empresa dedicada a la fabricación de dispositivos inteligentes para controlar de manera remota desde sistemas de riego automáticos hasta aparatos de calefacción en el hogar. Para esto se asoció con Amani, una jordana que vio potencial en la idea de Ehab y quien lo ayudó con su emprendimiento.

Ehab nació en Idlib, al noroeste de Siria, pero al momento en que comenzó la guerra en Siria residía con su familia en Jordania y se vio imposibilitado de regresar. De esta manera, todos solicitaron su estatuto de refugiados en ACNUR. Ahorrando dinero y sumando la ayuda económica mensual que le daba ACNUR, Ehab pudo ir a la universidad y conseguir un grado en ciencia computacional. Comenzó colaborando como voluntario enseñando técnicas de programación a refugiados sirios y a habitantes jordanos. Hoy da conferencias en universidades y ha conseguido salir adelante con un emprendimiento empresarial exitoso.

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars
(1 votos, media: 5,00 de 5)

Deja un comentario

Tu correo electrónico no va a ser publicado. Los campos obligatorios están marcados con *