Emergencias

Morir de hambre: el mayor riesgo para la salud mundial

Morir de hambre
Compartir 
Facebook iconTwitter iconCompártelo por email
05 Febrero 2019

En los últimos años, morir de hambre se ha convertido en el mayor riesgo para la salud de todo el mundo, provocando un mayor número de muertes que el SIDA, la malaria y la tuberculosis juntos. A pesar del objetivo de Hambre Cero para 2030, el último año el hambre en el mundo ha seguido aumentando. Repasamos algunos datos de la situación.

Niño africano con cuchara

1 de cada 9 personas no tiene comida suficiente

Según los datos del Programa Mundial de Alimentos, socio de ACNUR en nutrición, 795 millones de personas no tienen comida suficiente. Son 1 de cada 9 personas de todo el mundo.

  • 1 de cada 6 niños en países en desarrollo pesa menos de lo que debería.
  • Las cifras en Asia occidental, ante crisis como el bloqueo alimentario en Yemen, van en aumento.
  • En África subsahariana, 1 de cada 4 personas tiene desnutrición y 23 millones de niños van a clase con hambre cada día.
  • La falta de comida causa el 45% las muertes de niños menores de 5 años. La mayoría se podrían evitar con los fondos necesarios.

3 causas detrás del riesgo de morir de hambre

  1. El cambio climático que provocan sequías e inundaciones y destroza los cultivos de trigo, maíz y arroz en algunas regiones, está provocando el aumento de riesgo de inanición.
  2. Los conflictos armados que bloquean el acceso alimentario, disparan los precios y destruyen las capacidades productivas, son otra de las causas detrás del aumento de personas en riesgo de morir de hambre. A día de hoy, más de la mitad de las personas en riesgo de inanición viven en países afectados por conflictos.
  3. La ralentización económica. La extrema pobreza y la dificultad de acceder a medios de vida es la tercera causa detrás de las alarmantes cifras de inseguridad alimentaria.
Descarga la guía 'Desnutrición infantil en el mundo'

Morir de hambre: ¿cuánto tiempo podemos pasar sin comer?

A pesar de que no existen estudios adecuados sobre el tiempo que una persona puede tardar en morir de hambre, los científicos calculan que podemos llegar a vivir hasta dos meses sin probar alimento.

Además, más allá del riesgo de morir por inanición, existen multitud de enfermedades derivadas de la desnutrición que aparecerán mucho antes y que causan la muerte de miles de niños cada año. Yemen, Nigeria, Somalia y Sudán del Sur han sido algunos de los países más afectados por situaciones de hambruna en los últimos años.

Yemen: el bloqueo del puerto pone en riesgo de morir de hambre

La que ha sido catalogada como la mayor tragedia de nuestra generación atraviesa en 2019 una situación especialmente alarmante.

La situación en torno al puerto de Al-Hudaydah y sus instalaciones portuarias, por las que entra gran parte de la ayuda humanitaria de la ONU a Yemen, se ha convertido hoy en el centro del conflicto y está dificultando el acceso a la alimentación. Según Stephen Anderson, director del Programa Mundial de Alimentos en el país, actualmente el conflicto está bloqueando el acceso a las existencias de trigo.

Las consecuencias son devastadoras: cada 10 minutos, un niño se muere de hambre en Yemen.

Hambre cero: Plumpy Nut y otras soluciones para acabar con la desnutrición en el mundo.
 
Hambre cero: Plumpy Nut y otras soluciones para acabar con la desnutrición en el mundo.
 
Hambre cero: Plumpy Nut y otras soluciones para acabar con la desnutrición en el mundo.
 
Hambre cero: Plumpy Nut y otras soluciones para acabar con la desnutrición en el mundo.
 
Hambre cero: Plumpy Nut y otras soluciones para acabar con la desnutrición en el mundo.
 
 

Noticias